• lascuatropes

    Clik aquí para ver todos los artículos

  • Marketing Mix

    El Mix

  • por que lascuatropes

    ¿Por qué lascuatropes?

  • fernando garcia catalina

    ¿Quién perpetra este blog?

  • Hagamos un trato

    Hagamos un trato

  • marketing anecdotas

    El anecdotario

  • blog de marketing para emprendedores

    Este blog es para ti si...

Hoy este blog da un paso adelante. Por primera vez incluye algo no escrito por mí, sino por otro autor.

Dice mi mujer que siempre estoy protestando en lascuatropes. Pues para que veáis que no es un tara que yo tenga en exclusividad, sino que el cabreo es generalizado, os adjunto el primer post de un blogger invitado que expone una injusta situación tanto económina como de percepción social. Allá va…

Cuenta la leyenda que Groucho March hizo grabar esa frase en su tumba haciendo permanecer su fino, y a veces absurdo, humor aun habiendo dejado esta vida.

No es que yo quiera seguir su ejemplo de momento, pero ya veremos cómo llegamos a dicha frase.

Me presento:

He trabajado durante muchos, muchos años. Cuando estudiaba bachillerato impartía clases particulares para aportar algo de dinero al total hogareño, sólo sustentado por mi padre.

Posteriormente, y habiendo acabado los estudios secundarios, afortunadamente, o por méritos propios, con beca, empecé mi carrera de ingeniería superior industrial, la cual compaginé, antes de acabar con trabajos en el sector que había elegido en mi especialización.

Sólo he trabajado en dos empresas. Eran otros tiempos, en los cuales se cuidaba la permanencia en ellas porque se consideraba que si la empresa iba bien, cada uno de sus colaboradores tendría asegurado su futuro. En la primera permanecí 15 años y en la segunda 27. Ya habrá tiempo de ponerle nombre a dichas entidades.

No voy a negar que mi actual destino tenga mucho que ver con la crisis, puesto que me ofrecieron la prejubilación y una vez pactada, y habiendo anteriormente adquirido la casita donde vivimos, no vimos la necesidad de mantenernos en Madrid. ¿Puede que algún día nos arrepintamos…? No lo creo.

¿A que me dedico ahora?. Os puedo dirigir a mi página web: tomasgarciacarrascosa.jimdo.com

Sí, pinto o lo intento. Además hay que cuidar el jardín, la piscina, las chapuzas, etc, etc.

Camino a Badía Tomás García Carrascosa

Obra “Camino a Badía” de Tomás García Carrascosa, autor de este post

Si, una vez visitada la página, necesitáis poneros en contacto conmigo, allí tenéis la forma de contacto.

Bueno, una vez que sabéis algo de mí, veremos cómo llego a la frase de Groucho.

Cuando te jubilas, ya del todo, la seguridad social, a partir de lo que has cotizado durante tu vida laboral, te calcula lo que llaman la BASE REGULADORA. A partir de esa base reguladora y teniendo en cuenta que tengas o no derecho al 100% por los años cotizados, (a mí me reconocen 39!!!) llegan a la cantidad que vas a cobrar mensualmente y con dos pagas extras. Naturalmente también te indican cuanta retención de IRPF te van a aplicar.

Pero aquí viene el truco y el problema.

Resultando que, tanto por los años cotizados como por la cantidad tan grande que me han ido reteniendo durante mi vida laboral, (he llegado a trabajar de cada 5 días 2 para hacienda o algo más), la base reguladora rebasa la cantidad establecida como tope legalmente establecido como pensión máxima por lo que mi pensión se queda en, aproximadamente doscientos cincuenta euros menos que lo que me correspondía por lo cotizado. O sea, para que nos entendamos, haciendo cálculos, estoy cobrando una pensión que corresponde a alguien que haya cotizado cerca de un 15% menos de lo que he cotizado yo. Eso no es justicia social.

Y ahora llegamos a la frase de cabecera. Groucho utiliza la frase como acto de cortesía y educación. Yo me voy a dirigir a dos colectivos.

1º.- A los políticos que no se cortan en sus sueldos, y no son conscientes de lo sacrificado que es trabajar 39 años y sentir que gran parte de lo que regalas va para ellos y no para ayudas sociales.

2ª.- Al colectivo de personas en activo o en paro que piensan que a los jubilados nos regalan las pensiones. Por muchos años que viva no consumiré ni la mitad que ya he pagado con anterioridad.

A estos dos colectivos les digo con educación pero sin cortesía “Permitan que no me levante

Yo la conclusión que saco desde el punto de vista del Marketing es que los responsables de comunicación de los principales partidos políticos tienen que estar muy orgullosos de su trabajo: es muy jodido conseguir enfadar a todo el mundo: ricos, pobres, jubilados, estudiantes, parados, empleados, funcionarios, tercera edad, exiliados e incluso muertos. No me digáis que no tiene su mérito.

Tagged with →  

2 Responses to Disculpen que no me levante

  1. Jose Manuel Menendez dice:

    Muy buen post señor Tomas, y según interpreto el futuro, esto no tiene pinta de mejorar para el trabajador.

dime lo que opinas, que se agradece